Suicidio por madre

Mi madre estrella el tenedor contra el plato con una fuerza increíble. No quisiera ser esos huevos. Creo que me voy a ahorrar darle el disgusto. Ya le diré mañana que me han quedado seis.
– ¿No te daban las notas hoy? –pregunta desde la cocina.
A veces creo que lee la mente.
– No, mamá, mañana.
Al menos he ganado un día de vida.
– ¿Y los profesores no te han dicho nada?
– Nada de nada.
El pulso se me empieza a acelerar y la saliva desaparece de mi boca.
– Pues he hablado con la Marijose.
La bala se dirige a mí a cámara lenta.
– ¿Y? –pregunto para saber si me tengo que poner a cubierto.
– ¿Sabes quién es?
¿Por qué da tantos rodeos?
– Sí, la madre de mi amigo José.
En esa familia tienen una afición extraña por ese nombre. El padre se llama José Luis, el abuelo José Antonio y la abuela Josefina.
– Pues me ha dicho que a su hijo le ha ido de rechupete.
Ahí está la bala, escondida en palabras de viejos.
El proyectil se acerca, ya casi me roza la frente.
– Es que José tiene otro tutor que se involucra más con sus alumnos.
Estoy empezando a flaquear. Debería haber pensado algo más elaborado.
– Tal vez debería ir a hablar con tu tutor y solucionar su actitud.
Seguro que lo sabe. Seguro que ya ha hablado con él. ¡No, no puedo rendirme!
– En el fondo es un tío guay. –Mentira–. Me llevo bien con él, así que no creo que debas meterte en mis asuntos.
He usado demasiada brusquedad. Oigo los pisotones de mi madre, al más puro estilo Godzilla. Los muebles retumban más a medida que salva las distancias. Me va a comer.
– ¿Qué has dicho, pimpín?
Trago saliva.
Está muy cabreada. Toda su cara es una mueca retorcida.
– Quería decir que…
– ¿El qué?, a ver –me interrumpe.
Me pongo nervioso y me suicido:
– Bueno, ya que estás enfadada no te importará saber que me han quedado seis.

Untitled design(124).png


Quinto relato del libro…

Featured Image -- 3624

download-155425_1280.png

Anuncios

40 comentarios en “Suicidio por madre

  1. Desgraciadamente, este hecho es y seguirá siendo real.
    Ningún problema, ninguno, merece esa solución.
    Los padres somos personas de carne y hueso, con corazón. Nos hacemos que creemos , aunque en realidad lo sabemos con solo miraros.
    Pero creo que ningún problema es insalvable, es más, con el dialogo se redolverian, todos los problemas.
    Creo que es la mejor elección,

    Me gusta

Piensa conmigo

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s